jueves, 26 de febrero de 2015

Actitudes y aptitudes

Tarde venís, pero venís, parece que le espetó Hitler al diputado socialdemócrata Wells en el Reichstag, poco antes de proceder a su disolución agitando el espantajo del peligro comunista al que achacaron el incendio del propio Reichstag. Hasta un dicatador en ciernes comprendía que jugando con las reglas de la democracia, eso era lo más que le podía decir a un diputado electo en el parlamento, por mucho que le incomodaran sus palabras: tarde venís, pero venís -y habláis- no puedo impedirlo.
El señor Rajoy, sin embargo, con una insoportable actitud de matón barriobajero le ha dicho al lider de la oposición que debería abtenerse de volver al Congreso de los Diputados, como si ese centro depositario de la soberanía nacional fuera suyo en propiedad. Hay actitudes -con independencia de las aptitudes, que han sido bastante pocas, en éste caso- que denotan toda la ideología que subyace en quien las manifiesta.

Cataluña y Ferrusola

Marta Ferrusola, mujer del ex-presidente de la Generalidad de Cataluña, ha concluído su comparecencia ante el Parlamento catalán manifestando que "esto (las preguntas de los parlamentarios catalanes) da pena, Cataluña no se merece esto".
Ambrose Bierce, en su Diccionario del Diablo, define patriotismo como basura combustible destinada a iluminar el nombre de cualquier ambicioso, además de ser el primer y último refugio de cualquier sinvergüenza y patriota como el que considera superiores los intereses particulares a los intereses generales, juguete de políticos e instrumento de conquistadores"
En todo caso, tengo que dar la razón a la señora Ferrusola, no creo que Cataluña se merezca ser identificada con el clan Pujol-Ferrusola.

sábado, 21 de febrero de 2015

Por un duro

Estoy de acuerdo con el reciente cambio de política de la DGT consistente en trasladar los radares móviles a las carreteras secundarias; aunque la velocidad no es la única causa de accidentalidad -especialmente en éstas vías- es evidente que es en las carreteras secundarias donde se produce el mayor porcentaje de víctimas por accidentes de tráfico. Ahora bien, si ésto ha sido siempre así, ¿que ha hecho que la DGT, que siempre ha negado fines recaudatorios en las sanciones de tráfico, finalmente sea consciente de la realidad?, ¿no será la proximidad de elecciones?.
En los tiempos de la Restauración eran señoritos, terratenientes, potentados y políticos de intereses inconfesables los los que compraban los votos por un duro; parece que la vieja política ha cambiado poco, aunque ahora parece que son sólo los últimos los encargados de llevarla a cabo.

miércoles, 18 de febrero de 2015

Haciendo números

Mientras vemos a preferentistas reclamar en la calle lo que les estafaron -seguramente pronto será difícil por ilegal o por imposiblidad física de los estafados, cuya media de edad es elevada- nos enteramos que Gerardo Díaz Ferrán, que fué presidente de CEOE,  ese que nos decía que había que trabajar más y cobrar menos mientras vaciaba de fondos sus empresas y dejaba a sus empleados en la calle, gastó entre marzo de 2008 y octubre de 2009 -con cargo a su tarjeta oscura- la bonita suma de 80.000 euros, pagando 54 comidas en los restaurantes Cantoblanco, propiedad de su concuñado, Arturo Fernández -hasta hace poco presidente de CEIM- quien, por su parte, hacía lo propio. Mediante una sencilla división comprobamos que cada una de esas 54 comidas importó unos 1500 euros de media; a 100 euros por cubierto -que ya es comer bien- resulta también que debía pagar, además del suyo, el de 14 invitados...pero no sigamos haciendo números: puedo acabar acusado de terrorismo epistolar y limpiando ventanas en Soto del Real, al lado del señor Díaz Ferrán. Y no creo que con éstos antecedentes me invitara ni a un vaso de agua en el economato de la prisión.

Regeneración y renovación

Joaquín Costa, una de las figuras más representativas del movimiento conocido como regeneracionismo español -hace más de cien años- ya añadía como colofón a un manifiesto de once puntos que condensaba su pensamiento político, la inexcusable necesidad de renovación de todo el personal gobernante de los últimos veinticinco años: su condición de aragonés le impedía andarse con paños calientes.
Un siglo después, y si quisiéramos ser igualmente concluyentes, tampoco deberíamos esperar del actual bipartidsimo que la regeneración -que, de antiguo, es el antónimo de  corrupción- provenga de quienes deben regenerarse, ya que, al igual que ocurría con el bipartidismo de entonces, la regeneración pasa por la renovación. Las declaraciones de autoregeneración tanto del PP como del PSOE -perdón, del "nuevo" PSOE- tienen la misma credibilidad que las declaraciones de arrepentimiento y rectificación de un condenado a muerte por sus crímenes.
Por cierto, entre los once puntos de Costa figuraba uno que proponía la creación de un poder judicial digno de su función. Si veinte años no es nada como dice el tango, cien tampoco parecen gran cosa.

sábado, 14 de febrero de 2015

Mamá, quiero ser artista

Antonio Miguel Carmona, candidato socialista a la alcaldía de Madrid, ha afirmado estar dispuesto a ser secretario general del PSM, ya que es uno de los sueños de su vida, si bien, primero, quiere cumplir otro de sus sueños: ser alcalde de Madrid. Todo un soñador, el señor Carmona. Aunque no le he oído que entre sus sueños figuren los fines últimos para los que deberían servir los cargos con los que sueña, esto es, para aumentar la justicia social o el binenestar de los ciudadanos, entre otros. 
Además de que, a bote pronto, estos sueños del señor Carmona suenan como mamá, quiero ser artista, mamá, ser protagonista...

miércoles, 11 de febrero de 2015

Expaña

Paro (o trabajo precario), juventud emigrada (aquí no hay futuro), pobreza, corrupción, incompetencia generalizada, ladrones y miserables que se han asegurado lo suyo a costa de lo de todos, desorientación, capitalismo salvaje, más paro, más pobreza, más injusticia social, más miserias de todo tipo...
El presidente del gobierno nos informó recientemente que se niega a ver esa España en negro (desde luego, no hay peor ceguera que negarse a ver), pero yo le aseguro que no llevo gafas oscuras y si él mirara de verdad, seguramente vería lo mismo.
Ojalá existiera una Expaña a la que todos los españoles pudiéramos ir cuando estuviéramos hastiados de soportar éste país. Mientras, la única alternativa posible creo que es Nueva Zelanda: no hay más lejos.

Ya lo dijo Marx

Hay quien opina que es encomiable que Artur Mas haya finalmente comparecido en el parlamento catalán para dar explicaciones sobre las numerosas irregularidades fiscales atribuídas a Jordi Pujol y su familia, a diferencia de lo que ocurre con el presidente del gobierno español y la corrupción en el PP. Casi todo es opinable, pero el ejercicio de desmemoria del señor Mas en su comparecencia acabó siendo tan general que lo cierto es que más que un acto de transparencia democrática acabó siendo una burla a la ciudadanía como, por cierto, ya ocurrió cuando el señor Rajoy intentó algo parecido en el parlamento español, en Agosto de 2013.
Ya lo dijo Marx (Groucho): es preferible permanecer callado y que te tomen por tonto, que hablar y despejar las dudas definitivamente. Y quien dice tonto, dice corrupto.

Impuestos

El señor ministro de Hacienda ha tenido a bien informarnos -indirectamente, ya que se dirigía principalmente a Monedero, uno de los dirigentes de Podemos- de que en este país no le va a pasar nada a nadie que esté cumpliendo con la ley y cumpliendo con el pago de sus impuestos;  menos mal, me digo, sólo faltaría. Pero, de inmediato, mi mente se ocupa de  los que no cumplen con el pago de sus impuestos; ¿que ocurre con ellos?, pues, en general, que finalmente se acogen a alguna amnistía fiscal -conocida actualmente con algún sobrenombre inverosímil; la capacidad eufemística de los políticos es inagotable- y acaban pagando bastante menos, en términos absolutos y relativos que el resto, los que cumplimos -convencidos o no- con el pago de nuestros impuestos. Y, en particular, si se es poseedor de una gran fortuna o una gran empresa, el asunto acaba resultando lo más parecido al gratis total, como siempre había sospechado. Y no es infrecuente que sean éstos últimos aquellos de quienes hemos tenido que soportar letanías referentes a la solidaridad, la responsablilidad y el patriotismo: no hay más que dar un vistazo a la lista Falciani para comprobarlo.

domingo, 8 de febrero de 2015

La corbata

Comprendo que la corbata es algo más que un trozo de tejido de colores colgando del cuello (de los hombres, generalmente); es un símbolo que indica pertenencia a una clase, a un estatus social y, sobre todo, que significa la aceptación de las normas y reglas  de esa clase y ese estatus; su presencia (o ausencia), forma y colores son claves interpretables con facilidad y de inmediato, al estar a la vista de todos.
Es por ello que el descorbatamiento del gobierno griego es toda una declaración de principios; pero una vez entendido ésto, ¿no podría El País haber  elegido otro titular que Yanis Varoufakis, el hombre sin corbata para un artículo sobre el actual ministro griego de Finanzas?. Supongo que en las actuales cirscunstancias debería importar más lo que Varoufakis tenga en la cabeza (por dentro) que lo que lleve (o no lleve) anudado al cuello.

lunes, 2 de febrero de 2015

Colores

Dice el señor presidente del gobierno que no acepta la España negra que pinta Podemos, y yo me pregunto qué color elegiría él si se elevara -metafóricamente- unos miles de metros y contemplara en su conjunto la España actual: ¿el rosa, quizá?. Si fuera así, me temo que ello sea debido a un efecto secundario e indeseado de las gafas que lleva (esas que incorporan la capa Rochester) y que le impiden ver la realidad: que se las quite un rato y mire. Y que lo haga sentado, por si acaso.

¿Cuantos miles?

A diferencia de casi todas las anteriores manifestaciones y concentraciones multitudinarias en España, la de ayer 31 de Enero convocada por Podemos, parece que la mayoría de los medios nacionales (salvo, claro está, aquellos que se han empeñado en ignorar el acto y por tanto consideran irrelevante la cifra de manifestantes) se han puesto de acuerdo en una cifra mágica y redonda: 100.000; al parecer basados todos ellos -oficiales o no- en fuentes policiales.
Sólo El País (en éste país) ha proseguido con su proceder de ocasiones anteriores y empleando un método de recuento conocido (lo que no ocurre con el utilizado por la policía), nos dá una cifra de 153.233; claro que de ésta última cifra habría que descontar a los policías encargados de la vigilancia de la manifestación, de los que no se sabe si hubieran estado allí apoyando a Podemos, de no estar de servicio.
En medios del exterior, la cifra media aceptada es de 200.000. A poco que se dilate ésta situación político-informativa acabaremos oyendo de nuevo Radio Pirenaica para conocer lo que ocurre en España.

Follow by Email