viernes, 29 de julio de 2011

El orden de los factores

Oigo al presidente del Gobierno que, después de hablar "con muchas personas" durante los últimos días y tenerlo decidido desde "hace tiempo", adelanta al 20 de noviembre las próximas Elecciones Generales; que me queda la duda de si habló con muchas personas para decidirse o para comunicárselo. Si el tiempo que menciona fuera bastante parece que lo segundo, pero como ese detalle no lo ha aclarado, la duda persiste. Puede que no tenga mayor importancia, pero hay veces en que el orden de los factores sí altera el producto. Y no digamos si son sumandos (y restandos).

jueves, 28 de julio de 2011

Aeropuertos de locos

El pasado mes de marzo se inauguró oficialmente el Aeropuerto de Castellón. Por esas fechas Carlos Fabra manifestaba que quienes opinaban que había que estar loco para inaugurar un aeropuerto sin aviones, "no han entendido nada". Pese al precedente de la inviabilidad económica del aeropuerto de Ciudad Real con la denominación de otro loco ilustre, Carlos Fabra se empeñó en justificar lo injustificable aduciendo que así se podría "pasear por él" -sobre todo para paseantes de la tercera edad, así, tan llanito- y en una entrañable secuencia de video familiar, nos pudimos enterar también como el señor Fabra presumía ante su nieto de lo bonito que había quedado el "aeropuerto del abuelo". Hoy puede consultarse la página web del Aeropuerto de Castellón (http://www.aerocas.com) donde la noticia más reciente recogida es que el castellonense Raúl Lozano, con sus aeromodelos va a participar en el concurso "Jets 2011" en Kentucky (USA) y que la gestora del Aeropuerto, AEROCAS, está tramitando los correspondientes permisos administrativos por si alguien se anima a utilizarlo en 2012. Seguimos sin entender nada, señor Fabra. A ver si el nuevo president de la Generalitat Valenciana, por aquello de la proximidad -no sólo de apellido- con Carlos Fabra pudiera explicárnoslo, ya que entre sus propósitos se ha declarado partidario de la contención y racionalización del gasto público.

Lealtad institucional

Los mismos que en su día promovieron en la práctica una campaña de desobediencia civil contra la subida del IVA al 18% hace poco más de un año -recuerdo como caso paradigmático a este respecto a Esperanza Aguirre, a quien Rajoy apoyó- son a los que ahora, y a cuenta de la forma de devolución de anticipos que el Estado asignó en exceso a las CC.AA., no se les caen de la boca dos palabras: "lealtad Institucional". Lo que demuestra, una vez más, que en el PP tienen una primera ley que se sobrepone y rige sobre todas las demás: la Ley del Embudo. Tienen más, claro, pero tal y como ocurre con las leyes de la robótica de Asimov, no son de aplicación si entran en conflicto con la primera.

martes, 26 de julio de 2011

Desproporciones

Así pues, según el señor González Pons a España -o al menos al PP- le vendría muy bien una "chupadita" de Rubalcaba; hay que tener cuidado con las palabras, que las carga el diablo. Según el vicesecretario general de comunicación del PP -cargo para el que no parece necesario un alto nivel en oratoria y expresión verbal-, el ex-Molt Honorable Francisco Camps -Don Paco, para su amiga Doña Soraya- lo ha hecho divinamente porque ante "un problema pequeño" ha tomado "una decisión grande", al contrario que Rubalcaba que tiene "un problema grande" por "traicionar a la Policía y a la Guardia Civil con sus peores enemigos" y debería adoptar "una decisión pequeña" como "dar al menos alguna explicación pública y asumir alguna responsabilidad política". Creo que la desproporción nunca es recomendable por lo que no acabo de entender la equiparación del señor González Pons, pero es que además, la realidad objetiva de cada uno de los elementos que le han servido para construir su frase no es la que él pretende darle: en primer lugar, el problema de Camps no era -ni es- pequeño porque el problema no son los trajes -sean estos los que sean- si no lo que subyace en cuanto a las relaciones del PP con la trama Gürtel. En segundo lugar, la decisión de Camps de dimitir es difícil evaluarla por tamaño ya que ha sido una decisión obligada y precedida de un notorio intento de pasteleo entre Rajoy y el propio Camps, Trillo mediante. En tercer lugar, sería un gran problema, en efecto, que Rubalcaba hubiera traicionado a las fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado, pero ¿no demuestran los hechos todo lo contrario?. En cuarto lugar, si lo anterior fuera cierto ¿bastaría con alguna explicación pública y asumir responsabilidades políticas? ¿no sería ello objeto de responsabilidades penales?. En fin, creo que alguien debería aprender de alguien en vez de desperdiciar el tiempo recomendando a alguien que hacer con la boca.

viernes, 22 de julio de 2011

La dimisión de Camps

Carlos Fabra manifestaba recientemente que Francisco Camps seguía teniendo "toda su confianza" y que la apertura de juicio no implicaba "nada". Si lo sabrá él, experto en aplazar y dilatar juicios hasta la prescripción de acusaciones tales como cohecho, tráfico de influencias, negociaciones ilícitas, delitos contra la Administración Pública y fraude fiscal -un total de nueve delitos, casi tantos como las veces que le ha tocado la lotería-, y a pesar de ello postulado recientemente como "político ejemplar" por Mariano Rajoy. El mismo Mariano Rajoy que también hace muy poco le aseguraba a Camps: "Yo creo en ti. Y estaré detrás de ti, delante o al lado, me da igual". Pero no era igual, aunque lo dijera: desde detrás y no muy cerca, al consabido estilo Rajoy, le ha propinado una -¿misericordiosa?- puntilla, al tiempo que Camps, moribundo, ofrecía su "sacrificio personal y político" por España. Que le faltó rematar con aquello de "España y yo somos así, señora", para que todos pudiéramos carcajearnos a placer. En diferido, eso sí.

miércoles, 20 de julio de 2011

Información

Felipe II pasa por ser el primer gobernante burócrata de la edad moderna. Siendo como era muy difícil visitar cada uno de los rincones de un imperio mundial con los medios de la época, desarrolló y usó una administración a base de informes y consejos regionales que le permitían ejercer un estrecho control del gobierno de sus reinos hasta en los detalles más nimios. Serán opinables -con ojos actuales- muchas de sus políticas y decisiones, pero no puede decirse que actuara desde el desconocimiento.
Cuatro siglos después, Rupert Murdoch, presidente y mayor accionista de la corporación de medios de comunicación más grande e influyente del mundo, declara solemnemente no haber sido consciente de los malos usos e ilegales prácticas profesionales que se utilizaban en su emporio mediático para conseguir la materia prima de su producción: la información. Rebekah Brooks, directora que fue de News of the World - la publicación líder de la corporación- además de consejera delegada de News International en el Reino Unido, ha reconocido -poniendo ojitos de no haber roto un plato en su vida-  la utilización de detectives privados "como hacían todos los periódicos", pero también su ignorancia respecto a los métodos "aberrantes" que se utilizaban para la obtención de la información. ¿No resulta increíble que los máximos responsables de un negocio basado en la información no supieran -al detalle- cómo se obtenía?


http://www.elpais.com/articulo/opinion/Informacion/elpepuopi/20110722elpepiopi_6/Tes

lunes, 18 de julio de 2011

Los trajes de un presunto inocente

El recién nombrado presidente de Extremadura, que con sus perpetuos guiños a IU -hasta casi convertírsele en un tic- durante su discurso de toma de posesión parecía pertenecer a ese PPT (Partido Popular de los Trabajadores) de Cospedal o Aguirre en plena campaña, ya está volviendo a su ser natural, o sea, del PP habitual.  Refiriéndose a Francisco Camps y a su juicio por cohecho pasivo impropio a cuenta de los famosos trajes, Monago ha manifestado que muchos dirigentes socialistas “se dedican a tomarle medidas al PP”, pero que el cree que, “no hay que hacerle un traje a quien hasta el día de hoy es inocente”. ¡Será por trajes!. Monago abundó en “la presunción de inocencia” para el presidente valenciano e ironizó con que “hasta que no haya sentencia firme, no se le puede hacer un traje a nadie”. Si el Molt Honorable hubiera sido así de prudente a la hora de hacerse trajes regalados -presuntamente-, otro gallo le cantara.

viernes, 15 de julio de 2011

La Fianza

El juez Flors ha impuesto a Francisco Camps una fianza de 53.000 euros en el juicio sobre los trajes regalados por la trama Gürtel, que podría celebrarse el próximo otoño. Si tenemos en cuenta que el president de la Generalitat Valenciana solo tiene 4.000 euros en sus cuentas bancarias -según declaró en su día- y con los pocos intereses que hoy dan los bancos a cantidades tan miserables -cuando no se lo comen en comisiones- resulta el Molt Honorable tiene un verdadero problema: hacerse con la liquidez necesaria para conseguir que el juez se fíe de que acudirá al juicio. Como yo no confiaría mucho en que los amiguitos del alma se expliquen -por muy bonita que sea su relación- ni que el PP organice una colecta a tal fin, le sugiero al señor Camps que subaste en eBay los trajes origen de sus problemas: seguro que a algún coleccionista caprichoso le saca un pico por ellos. Y de paso se deshace del cuerpo del delito.

martes, 12 de julio de 2011

Los rescatadores en Europalandia

Decía Bertrand Rusell que gran parte de las dificultades por las que atraviesa el mundo se deben a que los ignorantes están completamente seguros y los inteligentes llenos de dudas. Respecto al Consejo para Asuntos Económicos y Financieros de la Unión Europea (ECOFIN), formado por el conjunto de los ministros de economía de los distintos países europeos, tengo la duda permanente de si son todos inteligentísimos -y por tanto dubitativos hasta la perplejidad- o ignorantes y por tanto seguros de que lo mejor es no hacer nada ante la crisis que nos consume. La verdad es que es una duda intrascendente: el resultado es el mismo; mientras deciden que hacer seguimos pagando entre todos -la única diferencia es cuando- el rescate a los bancos alemanes, coincidiendo con la respuesta a la pregunta retórica que se hacía el premio Nobel de Economía Joseph E. Stiglitz.

http://www.elpais.com/especial/35-aniversario/economia/_la_union_europea_no_esta_rescatando_a_grecia_sino_a_los_bancos_alemanes_.html

lunes, 11 de julio de 2011

Los empresarios no tienen quien les quiera

Aunque el sistema capitalista ha producido de siempre notorias desigualdades por el inevitable acúmulo de riqueza en una minoría basado en la explotación de la mayoría restante, se he valido casi desde sus inicios de la argumentación de que una vez ahítos los ricos, las migajas y las sobras alimentarían a los pobres mejor que un sistema basado en el reparto de la riqueza, que según los defensores del sistema capitalista sería más bien el reparto de la pobreza. Son tan bellas en su sencillez algunas fórmulas que todos estamos dispuestos a aceptarlas como verdaderas, por más que ésta se base en una premisa que reiteradamente se haya mostrado falsa: no existe el concepto hartura en el capitalismo, es como un mosquito chupando sangre, que a veces revienta, pero no por ello deja de chupar. Pero lo dicho, como la fórmula es tan bella estamos dispuestos de nuevo a creérnosla: parece que según algunas encuestas, la ciudadanía prefiere que gobierne el PP únicamente porque cree que un gobierno de derechas logrará que los empresarios que actualmente sabotean al gobierno de Rodríguez Zapatero, saquen finalmente su dinero y se animen a invertir, creando el empleo que nos haga finalmente salir de la crisis. Esperanza Aguirre llama a esto un Gobierno -del PP, naturalmente- business friendly, es decir, amigable con los empresarios, como si el actual gobierno no lo hubiera sido. Parece que continuamos siendo un país cuya idiosincrasia nos hace proclives a creer en milagros. O será la necesidad.

domingo, 10 de julio de 2011

Funcionarios y emprendedores

Según Rubalcaba "tenemos el mejor sistema para formar funcionarios, pero no emprendedores". Si esto fuera así sería una verdadera lástima, iríamos con un retraso histórico de más de un siglo. Además de que -no sé si por hipersensibilidad adquirida- parece que siempre que se contrapone la figura de un funcionario a algo o a alguien, surge el estereotipo del funcionario gris y fundamentalmente vago, es que tampoco creo que sea verdad que tengamos un sistema orientado a la formación de funcionarios. Y si lo tuviéramos sería de efectos irrelevantes: hace ya años que las administraciones públicas no se dedican a servir de núcleo central y soporte de las aquí prácticamente inexistentes políticas de Estado si no fundamentalmente a la persecución de objetivos políticos -es decir, a corto plazo- para lo cual la contratación y externalización de servicios ha venido en convertirse en la tónica general ya que permite obviar la costosa formación continua de los funcionarios en un mundo de tecnologías en perpetua evolución. En ese esquema, el funcionario -con suerte y sólo a partir de un nivel medio-alto- es mero coordinador de la consecución -del intento, en la mayoría de las ocasiones- de esos objetivos políticos que son cambiantes a corto plazo y cuya realización se encomienda a los servicios de empresas.

jueves, 7 de julio de 2011

El transporte por ferrocarril

El ministro de Fomento, José Blanco, ha propuesto cuestionar el modelo y la sostenibilidad de las infraestructuras del país. Antes parecía todo posible: Europa y el ladrillo se encargaban de financiar el milagro, ahora que "los mercados" están pendientes de si podremos delvolver el dinero que pedimos prestado, todo es difícil y costoso. Pero hay que ver el lado positivo: es muy probable que la situación actual nos fuerce finalmente a analizar la realidad económica de nuestro país, a construir sobre bases sólidas y a dejar a un lado para siempre esa idiosincrasia nuestra tan proclive a creer -y esperar que ocurran- en milagros. Para ello hay que ponerse cuanto antes a separar lo deseable de lo posible y a racionalizar nuestros presupuestos estratégicos en economía. Así, volviendo a las infraestructuras del país, y por poner dos ejemplos, espero que ya no sea planteable -ni políticamente siquiera- eso de que cada capital de provincia tenga un AVE y por contra, se potencie el transporte de mercancías por ferrocarril: la cuota para el tren en transporte de carga era del 4% en España en 2007, mientras en la Unión Euriopea era del 18%. Está claro que un estratégico impulso al transporte por ferrocarril -y más en un país con nuestra orografía y nuestras distancias- ahorraría costes a las empresas y mejoraría su competitividad al mejorar radicalmente su logísitica, además de reducir notablemente las emisiones de CO2. Es decir, promover inversiones para la mejora de la intermodalidad ferroviaria estaría plenamente justificado en cuanto a oportunidad, viabilidad y sostenibilidad: la ineficiencia ya no es gratis. Nunca lo fué, aunque parece que de eso nos enteramos ahora.

miércoles, 6 de julio de 2011

Servicios públicos

En buena lógica un sistema en el que unos pocos ganan muchísimo y una gran mayoría lo pierde todo parece que sólo debería funcionar en los casinos, en los que todo aquél que entra sabe -o debería- a lo que se arriesga persiguiendo un premio improbable. Pero si algo nos ha enseñado la crisis actual es que el capitalismo -no ya salvaje, absoluto- nos está obligando a todos a jugar  un juego en el que estamos obligados a perder de forma constante calidad de vida, y, en el tercer mundo, la vida misma. Hoy en El País, Gaspar Llamazares analiza el "modus operandi" mediante el cual se justifica el desmontaje de los servicios públicos y del sistema de pensiones de nuestro Estado del medioestar a base de calificarlos genéricamente de "inviables". Suponiendo que servicios públicos fueran deficitarios -que no es el caso en numerosas ocasiones- es que no creo que nunca se haya pretendido que los servicios públicos fueran un "negocio" para el Estado que sí parece ser lo que defienden aquellos que con reiteración alaban las bondades de la privatización como varita mágica para "mejorar" lo público, siempre y cuando ello signifique quedarse con todo aquello que rinda beneficios y hacer que el resto desaparezca . Y como primer mandamiento, servicios sólo para aquél "público" que pueda pagarlos.

Follow by Email