miércoles, 28 de mayo de 2014

Las elecciones que NO ganó Hitler

Es un tópico recurrente utilizado a menudo por los defensores de lo políticamente correcto -es decir, del bipartidismo- en éste país,  utilizar las elecciones que ganó Hitler en 1932 para descalificar a grupos políticos que cuestionan el bipartidismo y tacharlos de populistas, cuando no de radicales, extremistas y antisistema.
Hace la ya friolera de diez años envié a El País una Carta al Director -que fué publicada- para desmentir esa misma tesis, defendida por el entonces alcalde de Toledo José Manuel Molina, del PP. Como parece que por parte de algunos se persiste en el error, me veo obligado -prometo que no por narcisismo- a citarme a mí mismo:

"En las últimas elecciones con garantías democráticas celebradas en Alemania, en noviembre de 1932, el Partido Nacionalsocialista de Hitler obtuvo poco más del 37% de los votos. La suma de los votos socialistas y comunistas era superior, y aun así, debido a la ausencia de una alianza estratégica de la izquierda, Hitler formó Gobierno con él mismo como canciller, pero sólo dos ministros nazis. Con habilidad, y siguiendo la táctica predeterminada de romper el Estado democrático desde dentro, manipulando sin ningún reparo el poder y sus recursos legales e ilegales -como el incendio del Reichstag, cargado a los comunistas y que más tarde se demostró de autoría nazi-, convocó unas nuevas elecciones en marzo de 1933, en las cuales consiguió un 44%, lo cual tampoco le daba la mayoría absoluta pretendida. Así, mediante decreto presidencial, ilegalizó al partido socialista alemán, el SPD, con lo cual ya sí disponía de la mayoría que le permitió, a corto plazo, disolver "legalmente" el propio Estado democrático en Alemania."

La interpretación de éstos hechos históricos no ha variado en  los últimos diez años.

http://elpais.com/diario/2004/03/11/opinion/1078959605_850215.html

martes, 27 de mayo de 2014

Radical, extremista y antisistema

Hace falta alejarse muy poco de lo políticamente correcto -es decir, del bipartidismo- en éste país para ser condecorado de inmediato con la palabra radical; una pizca más de lejanía cuestionando el propio bipartidismo, origen cierto de la extendida corrupción actual de la vida política y ya somos candidatos a llevarnos, además, las medallas de extremista y antisistema.
Son palabras que pretenden asustar y/o amenazar a la parte conservadora que todos llevamos dentro, pero creo que  en la actualidad lo sano y necesario es plantarnos tajantemente, radicalmente, ante una situación que nos lleva al desastre de forma acelerada, alejarnos de un centro y un sistema que suponen un cenagal en el que todos estamos empantanados y sin posibilidad de movernos. 
¿Cuales son las virtudes de ser blando, centrista y sistémico en las circunstancias actuales?

La unión de la izquierda

No deja de ser enternecedor -si respondiera a la realidad- uno de los titulares que he leído respecto a las reacciones de mandatarios europeos tras las reciente elecciones: "Merkel, alarmada por el asceso de los ultras".
Es imposible -con la información que debe manejar la canciller alemana- no prever que las recientes políticas de recortes generalizados en servicios públicos y derechos inherentes al concepto de "Estado del bienestar" implantado en los países europeos tras la Segunda Guerra Mundial, la creciente desigualdad en el reparto de la renta que ha generado y genera pobres de forma acelerada, el paro como forma de obtener mano de obra barata por la vía rápida y tantas injusticias más derivadas de un capitalismo sin trabas, conformen un caldo de cultivo ideal  para el renacimiento de populismos y fascismos tal y como ocurrió en los años treinta del siglo pasado.
Es de esperar que en ésta ocasión la izquierda sepa resolver sus diferencias antes de que resulte aplastada como entonces y se aplique a establecer un frente común, teniendo en cuenta, además, que hay ocasiones como ésta en que no es necesario discriminar o priorizar entre lo importante y lo urgente, suelen coincidir ambas circunstancias.

lunes, 26 de mayo de 2014

Pan y circo

Las celebraciones futboleras tienen en mí el efecto de provocar la reflexión sobre el comportamiento social en éste país; fué la anterior Copa de Europa ganada por el Real Madrid hace doce años, la que ya me hizo pensar en qué otro motivo podría convocar a medio millón de personas en la calle. Entonces debíamos estar en la cresta de la ola pero ahora, ya sin agua, la receta increíblemente sigue siendo la misma: pan y circo.
Así pues, no nos preocupemos: los problemas que no se hayan solucionado al ganar el Real Madrid la décima Copa de Europa, los resolverá la selección nacional al ganar el mes próximo el segundo título mundial. Al haber menos pan, pues más circo.

viernes, 23 de mayo de 2014

Dimitir

Dimitir, aparte del peligro de ser confundido con un nombre ruso -por su rareza- debe ser un verbo dificilísimo de conjugar -sobre todo en primera persona- y más aún de practicar. Según el alcalde de Sestao, sus declaraciones grabadas y presentadas por SOS Racismo adjuntas a la denuncia contra él por negarse a empadronar inmigrantes, han sido editadas, manipuladas y sacadas de contexto: me gustaría saber cómo se puede editar la frase "gitanos buenos hay muy pocos"
Reuniéndose y estrechando la mano de algún que otro inmigrante evidente -por el color de su piel- y con la lectura de su declaración posterior, el alcalde de Sestao parece haber dado el asunto por concluído. Literalmente, tras ella no ha admitido ninguna pregunta de los medios de comunicación, no fuera que le plantearan alguna pregunta previsiblemente incómoda y cuya respuesta no tuviera por escrito. Y es que no sólo se le acusa de racista sino de incumplir la ley, acusación ésta última que es tanto o más grave que la primera para un cargo público. 
Yo diría que hay más, muchos más,  gitanos buenos que políticos responsables.

Irresponsables

Según el informe de la AEAT, "fue el señor Urdangarin quien actuó con engaño para urdir un sistema encaminado a evadir impuestos, y no las empresas que le pagaron sus servicios a través de su sociedad Aizóon". Ese matiz que centra la responsablidad en la persona del señor Urdangarín y no en las empresas o sociedades en las que participaba es muy importante de cara a exculpar a otras personas participantes en esas empresas, en éste caso, a su esposa, la infanta Cristina.
En el PP, ésto deben considerarlo evidente: el señor Urdangarín, como hombre, ha abusado de su superioridad intelectual o lo que sea -Cañete dixit- y ha engañado a su esposa, lo mismo que hizo Bárcenas con la suya; ellas sólo firmaban, son irresponsables a todos los efectos.

martes, 6 de mayo de 2014

Perspectivas

Los mensajes euforizantes del gobierno a cuenta de la supuesta recuperación tienen en mí el efecto justamente opuesto: me desmoralizan.
 Me desmoraliza comprobar que a diario me toman por tonto de baba dándome  interpretados y retorcidos hasta lo inverosímil datos estadísticos que dicen claramente lo que parece que dicen: que ésto no se arregla y que por la senda elegida no sólo no se arreglará en un futuro previsible sino que se está haciendo todo lo posible para hacer irreversible ésta caída al precipicio. Sí, me refiero especialmente a las perspectivas para la juventud de éste país, que pasan por  una mayor dificultad de acceso a la educación, por una incapacidad de proporcionar trabajo a los jóvenes una vez formados en su adecuado nivel de formación -y, en realidad, en cualquier nivel- y por la emigración como única salida posible, con lo que ello implica de renuncia como país al futuro. 
Y lo que más me desmoraliza es comprobar lo poco que el gobierno hace al respecto, salvo repetir la melodía del flautista de Hamelin en distintos instrumentos.

 http://elpais.com/elpais/2014/05/09/opinion/1399661566_915567.html

viernes, 2 de mayo de 2014

Matando flojito

Parece que los responsables de la Consejería de Interior catalana han decidido abandonar las pelotas de goma -de demostrda peligrosidad- para pasar a los proyectiles viscoelásticos que supuestamente se deforman al impactar: el caso es lanzar algo, parece que un policía que no dispara no es policía ni nada. Que digo yo, que ya en esta línea de actualización y adecuación de medios disuasorios -no me digan que ya éstas palabras no están cuidadas para ofender lo menos posible- podría la policía adoptar porras que también tengan propiedades viscoelásticas: un buen porrazo de las porras actuales también puede tener efectos letales. En fin, que si resulta imprescindible que la policía mate, que al menos mate flojito, que diría el inolvidable Gila.

Propaganda

¿España y los españoles son lo mismo?, según éste gobierno no: España ha entrado en la senda de la recuperación, pero los españoles no lo sienten en sí mismos. ¿La recuperación económica se traduce en mayor renta para los españoles?, para la mayoría tampoco; dicho de otra forma ¿la recuperación económica vá sobre ruedas como afirma la señora Ministra de Empleo?, pues para los que poseen de vehículos de alta gama seguramente sí, a los demás -la mayoría- no nos dá ni para patinetes de segunda mano.
Y si recordamos que en este país los hogares con todos sus miembros en paro son casi dos millones y los que no tienen ingreso alguno se acercan al millón o que los que llevan un año o más sin empleo son 3,6 millones, creo que lo sensato sería no torturar los datos estadísticos hasta que digan lo que el gobierno y los medios afines quieran propagandar, digo propagar.

Una lección

Parece indiscutible que en fútbol somos potencia mundial, no sólo porque España ostente el vigente título mundial, las dos Copas de Europa pasadas y que la inminente final de la Copa de Campeones la vayan a disputar dos equipos españoles, es que técnicos y futbolistas de este país son muy apreciados en el extranjero. 
Habría que recordar también que, con notables excepciones, éste panorama distaba mucho de ser así hace sólo veinte años, ¿que ha cambiado desde entonces?. Si el fútbol es evidentemente mucho más que un deporte ¿no podrían dirigentes, políticos, y empresarios de este país aplicarse en el conocimiento y aplicación de las reglas y principios en que se basa su éxito?. 
Podrían empezar por reflexionar sobre lo que implica que el fútbol sea un deporte de equipo: el egoísmo individualista es garantía de fracaso.

Follow by Email